Cuando la virtud se convierte en vicio

“En la visión más novedosa de la personalidad, nuestros rasgos se ven de forma dimensional, existiendo en un continuum. Cada uno alberga el grano de su propia destrucción: Organizado se vuelve obsesivo. Osado se intensifica hasta arriesgado. Modesto se desliza hasta inseguro. Seguro se vuelve arrogante, precavido a ansioso, persuasivo a dominante, amistoso a pelota.”
Más aquí!

perfection

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: